Siempre que afloran los prejuicios éticos o nacionales,
en tiempos de escasez, cuando se desafía la autoestima o vigor nacional,
cuando sufrimos por nuestro insignificante papel y significado cósmico
o cuando hierve el fanatismo a nuestro alrededor, los hábitos de pensamiento
familiares de épocas antiguas toman el control. La llama de la vela parpadea.
Tiembla su pequeña luz. Aumenta la oscuridad.
Los demonios empiezan a agitarse (Carl Sagan).

El Gran Wyoming y el mundo cruel

sábado, 20 de septiembre de 2014

El gran Wyoming en la contra de El Mundo hoy sábado. Dice el hombre: "a veces, en sueños soy un terrorista. El mundo ha sido siempre injusto, pero hoy es de una crueldad feroz, una democracia impune. En Valencia hay 500 barracones donde los niños reciben clase…"

Yo creía que hablaría de la epidemia del Ébola o de los cortacabezas del EI. Pero no, hay algo más interesante para su negocio.